Y la pasarela de Saint Laurent se vistió de Pierre Bergé - L'Officiel España
Moda

Y la pasarela de Saint Laurent se vistió de Pierre Bergé

Nunca ha dejado de vestirse de él y como él enseñó a la firma, si somos fieles a la verdad, pero el desfile de Saint Laurent de ayer fue todo un homenaje a su desaparecido cofundador Pierre Bergé.
Reading time 2 minutes

Nunca ha dejado de vestirse de él y como él enseñó a la firma, si somos fieles a la verdad, pero el desfile de Saint Laurent de ayer fue todo un homenaje a su desaparecido cofundador Pierre Bergé.

La Semana de la Moda de París siempre se anticipa sorprendente. Son muchos los detalles que cuida para que cada uno de los desfiles, que cruzan la pasarela de la moda en estos días, se ganen una ovación al final de cada uno de ellos. Premisas que siempre se cumplen –y hasta mejoran- y que Saint Laurent llevó ayer al extremo de la perfección con un desfile homenaje a su cofundador, el recientemente desaparecido Pierre Bergé.

Con la única iluminación proveniente de una hermosa Torre Eiffel en las bambalinas del desfile, la casa francesa desfiló en la Plaza del Trocadero, convertida en escenario de desfile para presentar la nueva colección femenina – con alguna referencia masculina-, la cual trajo diseños inspirados en las raíces de Saint Laurent, volviendo a dar el poder a la mujer con el que se estrenó Yves Saint Laurent en sus orígenes y que mantuvo como esencia de sus diseños hasta después de su fallecimiento, ya que todos los directores creativos de la firma han respetado y admirado la labora de sus dos fundadores.

Lo que ocurrió en la noche parisina de ayer en uno de los lugares más fotografiados de París fue obra de Anthony Vaccarello, su responsable belga desde hace poco más de un año, y una vez más volvió a presentarnos a la mujer chic, sensual y elegante. Aunque esta vez recurrió a líneas en piel y safari para actualizar el vestuario femenino y adaptarlo a las nuevas tendencias.

Una tercera línea de Alta Costura se presentó ataviada de raso y volúmenes en tops y faldas, en ligero contraste con los pantalones rectos de traje y vestidos en palabra de honor.

La colección más auténtica de la firma contó con la presencia de sus grandes musas, las inolvidables amigas Catherine Deneuve y Charlotte Gainsbourg, y la inspiración más joven de la casa, Carlota Cashiraghi. Anfitrionas ya de una firma que ha tenido que despedir a sus creadores y que, por primera vez en la historia de sus desfiles, no ha estado sentado Pierre Bergé en primera fila.

/

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas