#5MinutosCon Alex Vidal - L'Officiel España
Moda

#5MinutosCon Alex Vidal

La moda es una industria muy complicada, eso lo sabemos.
Reading time 7 minutes

La moda es una industria muy complicada, eso lo sabemos. No es fácil entrar entre tanto apellido grabado en los patrones. Pero algunos son capaces de hacerse un hueco a golpe de puntada y talento, de darse a conocer y de mantenerse en el podio sin más secretos que la constancia y, claro está, un don innato. Éste es el caso del valenciano Alex Vidal.

Hace ya unos años desde que Alex Vidal paseara por los pasillos del Instituto Marangoni de Milán. La ciudad italiana acogió al valenciano durante el tiempo que estuvo formándose como diseñador; primero como estudiante de Diseño y después especializándose en un Máster sobre Fashion Buying. Podría haber elegido cualquier otro lugar, pero Vidal se quedó con Milán porque, como él dice, ‘es una ciudad donde la moda se respira’.

Anteriormente había optado por estudiar empresariales, pero se dio cuenta que el diseño era –y siempre había sido– su gran pasión. Tanto su padre como su abuelo ya formaban parte del gremio, sin embargo, no querían que Vidal se uniera a la industria. Probablemente porque ya eran consientes del esfuerzo y sacrificio que requería. Pese a ello, el joven valenciano siguió su instinto y a día de hoy su trabajo empieza a adquirir gran fama en nuestro país. Porque, aunque Milán fue su alma mater, Valencia siempre ha ocupado un lugar muy importante en su vida y la de su firma.

El mes pasado, la marca que creó su padre y ahora dirige él mismo abrió la primera tienda en su ciudad natal. Hablamos con él sobre sus inicios, su trayectoria, la moda valenciana y cómo fue capaz de renovar una firma sin perder su esencia.

¿Qué te llevó a estudiar diseño?

En mi familia siempre ha existido una tradición de moda, por lo que la he vivido muy de cerca. Pasaba horas y horas en el taller de mi padre ayudándole a cortar, aprendiendo de él la textura de los tejidos… Recuerdo con mucho cariño vivir los desfiles desde dentro, toda la emoción y la adrenalina del backstage, también a mi abuelo trazando diseños en su bloc.. De él como diseñador tengo solo un ligero recuerdo, yo era muy pequeño por ese entonces. Con todo esto era inevitable que después de toda una vida rodeado de moda no me dedicara finalmente a ella.

Tu padre, también diseñador, creó la firma que hoy en día diriges tú. ¿Te ha servido de influencia en tu carrera?

Sin duda mi padre me ha servido como ejemplo. Creó una marca de la nada, la hizo crecer y supo mantenerla. A pesar de tener diferentes perspectivas y estilos a la hora de crear, para mí es un referente. Tengo una gran responsabilidad desde que mi padre me cediera la marca, y con este nuevo proyecto en el que nos hemos centrado espero poder conseguir superar las expectativas y seguir creciendo.

En tus creaciones, ¿sigues un estilo similar al de tu padre para mantener la esencia de la marca o preferiste renovar la imagen al incorporarte?

Me incorporé hace 10 años al equipo de la firma y en 2008 me convertí en director creativo. A partir de ese momento, la marca adquirió un estilo renovado. Las decisiones creativas recaían sobre mí y enfoqué la marca hacia un proyecto diferente con un estilo más minimalista. Desde hace dos años, la marca es completamente independiente, y gracias a mi equipo, hemos conseguido revolucionar la empresa, cambiar la estructura y el enfoque.  Ahora más que nunca diseñamos para una mujer joven.

En mis colecciones siempre hay una fuerte presencia de los vestidos de cocktail y fiesta, donde me gusta destacar las espaldas desnudas, pero sin recargar la línea general. Es decir, vestidos sencillos que destaquen la silueta natural de la mujer. También utilizo tejidos vaporosos, con mucho movimiento, que aporta a las piezas un toque romántico. Además, siempre intento contar con dos o tres tipos de estampado, desde más románticos hasta más agresivos. El punto más “cañero” de la marca, se concentra en la parte de prêt-á-porter. Esto hace que sea una marca de contrastes.

Hasta el momento vendías exclusivamente en tiendas multimarca. Sin embargo ahora ha cambiado tu estrategia: acabas de abrir tu primera tienda en Valencia. ¿Qué significa para ti este proyecto?

Llevamos ya un año reorganizando la empresa con este nuevo proyecto en el que nos hemos embarcado. Todo está saliendo gracias también a mis consultores, IFEDES, quienes nos están ayudando. Con todo esto hemos cambiado la estrategia de venta,  y gracias a ello hemos conseguido abrir cuarenta y siete nuevos puntos de venta en toda España. Pero nuestro principal objetivo a corto plazo sigue siendo potenciar la venta en tiendas multimarca. Y no solo eso, sino que hemos cambiado también la política de precios, haciéndolos más accesibles, pero manteniendo la calidad y el detalle característicos de la firma.

Sin embargo, otro de nuestros proyectos a medio/largo plazo es la apertura de tiendas monomarca. Hemos dado el primer paso con nuestra primera tienda, y obviamente no podía ser otra ciudad que Valencia. Estamos muy ilusionados con esta apertura, tenemos muchas expectativas puestas en ella y estamos encantados con la acogida que está teniendo. Huelga decir que esto para mí es muy importante a nivel personal, es la primera tienda de la marca y representa un antes y un después.

Por otro lado, estamos trabajando en la apertura de la tienda online, que lanzaremos próximamente. Es un canal imprescindible en la época digital en la que vivimos.

¿Te gustaría expandirte más allá de Valencia con otras tiendas propias?

Esa es nuestra idea, a largo plazo. Las próximas ciudades que consideramos seriamente son Madrid y Barcelona, pero no descarto otras ciudades.

¿Cómo ves la moda en nuestro país? ¿Crees que hay buenos diseñadores en España más allá de Madrid y Barcelona?

Hay muy buenos diseñadores en España, hay buenos diseñadores en todas partes realmente. Pero el éxito en la moda es muy relativo, no todo está en el talento desgraciadamente, sino en las oportunidades que se te presenten, en el contexto del que vienes o en el ámbito en el que te mueves. Al final tienes que buscar tu propia suerte y luchar por ella, pero nadie te garantiza que te vaya a salir bien.

Centrándonos en tus logros, fuiste uno de los quince finalistas de Who’s On Next 2013 y seis años antes ganaste el concurso de la aerolínea Air Nostrum para diseñar sus uniformes. ¿Tienes algún otro proyecto similar previsto o que te gustaría realizar en un futuro?

La verdad es que perseguí la línea de los concursos durante un tiempo, cuando toda la responsabilidad no recaía únicamente sobre mí. Ahora estoy centrado en sacar adelante estos nuevos proyectos que ocupan todo mi tiempo y esfuerzo. Es un crecimiento muy grande con cambios importantes y se trata de administrar los recursos, y el recurso del tiempo ya no lo tengo.

Por último, teniendo en cuenta la reciente apertura y tus cada vez más crecientes puntos de venta. ¿Dónde te gustaría llegar? ¿Qué planes tienes para tu firma?

A corto plazo me gustaría asentarme en el mercado español, a través de los puntos de venta multimarca. Y a medio/largo plazo, abrir más puntos de venta propios en España, e internacionalizar la marca ya sea a través de tienda propia, franquicias o tiendas multimarca. Es un proyecto muy ambicioso para el que cuento con el apoyo de todo mi equipo, sin el cual no habría podido hacer nada de esto.

/

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas