Lifestyle

Tener una buena salud pasa por ir a museos y teatros

por Miriam Vélez
12.05.2018
El arte, en los tiempos que corren, es un buen provisional.

El arte, en los tiempos que corren, es un buen provisional. Cambia constantemente, se materializa y eterniza, dejando en nuestra memoria grabadas verdaderos pedazos de historia con los que soñar en el futuro. Y hablando de memoria, ¿sabías todo lo que el arte puede llegar a hacer por tu salud?

Como lo lees, no hace falta que te frotes los ojos dos veces, pues creernos. El arte, como seguro ya sabías, es la máxima expresión del ser humano que, en un momento de lucidez, desentraña todo su interior para darle vida a una pieza con la que deslumbrar a todo el que la mira. Y da igual la expresión que sea. Tanto música, como pintura, literatura, teatro, danza… Todas son buenas por igual.

Y de esa mente prodigiosa, nos llega la ilustración que se adentra en nuestro interior. Directa al corazón, para interioridad un pedazo más de arte. La cultura nos llega así: el que se deja enamorar una vez, siempre quiere más. Y poco a poco, con el paso del tiempo, quien le dedica pasión al arte, lleva su mente a otro nivel. Sí, la cultura es buena para la cabeza. Sabiduría cuya existencia ya sabías, ¿nos equivocamos?

Pero hay algo más. El arte puede llegar a hacer por nosotras mucho más. Tanto, que puede llegar a ser incluso bueno para la salud. Al menos eso afirma un reciente estudio publicado por la revista Journal of Epidemiology and Community Health, en el cual afirma que aquellas personas que visitan museos y teatros con asiduidad, tienen más posibilidades de gozar de una vida más satisfactoria. Y de salud, por supuesto.

Pero no solo de los aspectos positivos trata el estudio. También se centró en ver todo detalle negativo que el arte ayuda a paliar, en cada persona. De esta forma, esta investigación realizada entre la población noruega, revela que la gente atraída por el arte, que no solo lo disfruta, sino que también lo practica, es menos propensa a sufrir ansiedad o depresión.

Una investigación que, en los tiempos que corren, no viene nada mal. Ahora que el arte se ensalza por primera vez en mucho tiempo y se vuelve a colar en nuestros corazones, ¿no es acaso la mejor excusa para dedicarle un poquito más de tiempo?

Compártelo

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas