Lifestyle

Smash Drum Fit, el deporte que no amansa las fieras

La expresión popular La música amansa las fieras podría tener los días contados.
Reading time 2 minutes
La expresión popular La música amansa las fieras podría tener los días contados. El Smash Drum Fit es el nuevo deporte que nos ha devuelto las ganas de activarnos antes de que llegue septiembre. Parece que son los que menos se mueven en un concierto. A veces, incluso, diríamos que no están sobre el escenario aunque el ritmo nos quite la razón. Ellos, que intentan pasar desapercibidos, no lo consiguen. La realidad es que los bateristas, aunque en un segundo plano, no se toman ni tan siquiera un respiro durante las actuaciones. La gota de sudor no se hace esperar. Sus brazos no se pueden tomar ni una pequeña tregua. Lo dan todo desde el minuto cero. Descubrir su nivel de esfuerzo es lo que ha propiciado un interesante estudio realizado por las universidades de Gloucestershire y Chichester en el que se rebela que el rock tambor es una actividad muy intensa físicamente. El Clem Burke Drumming Project investiga la cantidad de energía que los bateristas profesionales ejercen mientras tocan una canción o durante un concierto. Los resultados indican que pueden llegar a alcanzar los niveles de un runner de 10 k o un futbolista profesional. La clase de Smash Drum Fit está a punto de empezar y tú, ¿todavía sin baquetas? Cardio y musculación. No hay muchos más ingredientes para practicar uno de los deportes más completos del momento. Las sesiones son intensas, con mucho ritmo y prometen tonificar todo el cuerpo, desde brazos hasta piernas. Además de un calentamiento, se trabaja una coreografía aeróbica para finalmente, volver a realizar unos estiramientos que te devuelvan a la calma. Como les ocurre a los bateristas, tú tampoco podrás tomarte un respiro durante los 45 minutos que suele durar el entrenamiento. Y te gustará. Te sabrá a poco. Querrás más. Porque te divertirás y porque te dejarás llevar por el ritmo de la percusión. Imagínate un día largo de trabajo que termina con una clase de Smash Drum Fit en tu gimnasio. Durante la sesión, te olvidarás de todo. Cuando salgas, irás a por todas. Porque la pregunta no es cuánto tiempo necesitas para ponerte en forma. La respuesta es que encuentres el ejercicio más idóneo y completo para ti. Y éste se presenta como un firme candidato. Por cierto, en tu primera sesión, mira a tu alrededor. Igual podrías estar practicando Smash Drum Fit con Phil Collins, Lars Ulrich, Stewart Copeland o Keith Moon. Es decir, los mejores bateristas del mundo. https://www.youtube.com/watch?v=ZZY-Ytrw2co Guardar

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas