Hommes

Los turistas indios se hacen con el mercado del lujo en Europa

Seguramente no te haya pasado por alto que cada vez son más los centros comerciales españoles que se han adaptado al turismo chino como parte de esa tendencia comercial de travel retail de gama alta que los hace desembarcar en estas cadenas y arrasar por donde van.
Reading time 2 minutes

Seguramente no te haya pasado por alto que cada vez son más los centros comerciales españoles que se han adaptado al turismo chino como parte de esa tendencia comercial de travel retail de gama alta que los hace desembarcar en estas cadenas y arrasar por donde van. Me río yo de Atila, rey de los Hunos, que según decían por donde pisaba no volvía a crecer la hierba. Cada vez hay más dependientas chinas, los carteles cambian de idioma, incluso la megafonía me habla y no la entiendo y todo por ese turisteo chino que muy bien recibido, como aquellos americanos durante el Plan Marshall, hacen de Madrid, su particular Pekín o Shanghai. Pues bien, si hasta este momento la moda era esa, a partir de ahora será el otro gigante asiático quien despierta y se entrega a la carrera por hacerse con bolsos de Vuitton, bufandas premium de Burberry, el último vestido de Red Valentino o vete tú a saber qué exclusivo accesorio. El turismo indio desembarca en nuestro país y no únicamente para visitar los monumentos tradicionales sino como siguiente comprador y competidor directo del lobby chino. Los chinos se han cansado de pavonearse con sus prendas último modelo. Un sector del lujo que cambia de protagonista y que nos hace mirar al nuevo visitante pudiente indio como nuevo motor del travel retail europeo que irá creciendo un 6,8% anual hasta 2025. Algo a lo que seguramente, en breve, nos volvamos a adaptar descubriendo que de Shanghai pasamos a Jaipur o Bangalore con la misma rapidez que nos zampamos una ración de pollo tandori. ¡Amigos indios, os recibimos con alegría!

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas