¿Por qué La Artista de la Vagina ha sido multada con más de 3000 euros? - L'Officiel España
Hommes

¿Por qué La Artista de la Vagina ha sido multada con más de 3000 euros?

El gobierno de Japón acusa a la artista plástica Megumi Igarashi de obscenidad por exhibir genitales femeninos en sus obras.
Reading time 2 minutes
El gobierno de Japón acusa a la artista plástica Megumi Igarashi de obscenidad por exhibir genitales femeninos en sus obras. Finalmente el caso ha sido desestimado porque la exhibición del miembro está decorada y no muestra el color de lo que sería una vagina real. En esta ocasión no podemos decir aquello de a vagina from china, la de Megumi Igarashi es una vagina japonesa. Los japoneses se toman muy en serio lo de enseñar los genitales y la artista, que exhibía piezas de arte representando su propia vagina, ha estado a punto de tener que pagar un precio de más de 3.000 euros por este hecho que se ha interpretado como una osadía. La pintora y escultora, como muestra de rebeldía, distribuyó réplicas de su vagina en tres dimensiones por internet para desafiar las restrictivas normas japonesas con respecto a la libertad sexual de las mujeres. La exhibición sexual femenina en Japón conlleva multas muy elevadas e incluso puede acarrear pena de cárcel. Finalmente la sentencia ha desestimado la acusación de perversión y no por ningún motivo lógico como el derecho a la libertad de la artista en lo que a sus genitales respecta. La acusación se ha retirado porque las vaginas que la pintora exhibió estaban decoradas y no mostraban el que es el color natural de la piel humana. ¿Cómo te quedas? Si vas a Japón, deberías saber que una vagina color carne es un drama pero una rosa chicle es hasta graciosa. El abogado de la artista comentó que la desestimación del caso es del todo inusual y califica la decisión del jurado como un hito histórico. ¿De verdad a estas alturas algo así es un hito histórico? Se nos generan varias dudas más: ¿qué dirían los japoneses de aquellas imágenes de Britney Spears sin ropa interior en el coche?, ¿iría Paris Hilton a la cárcel? Desde aquí reivindicamos que cada cuál enseñe lo que quiera. Ya es hora de tener algo más de libertad, tenga o no el gobierno japonés el chichi pa’ farolillos.

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas