Celebrities

Aprende a triunfar (con discreción) como Rosie Huntington-Whiteley

Ángel.
Reading time 2 minutes
Ángel. Y musa. Discreta, pero explosiva a la vez, Rosie Huntington-Whiteley es una de esas modelos que son un misterio. Oro de doble cara, su estilo es puro glamour, mientras mantiene una vida de lo más privada. Y aún así arrasa, ¿pero qué es lo que tiene que tanto nos gusta? Como si de una canción de los Kooks se tratase, Rosie es pura poesía. La modelo es un rio de doble vertiente, con una cara demasiado dulce para ser verdad y un perfil que de sexy, tiene demasiado. Esos ojos que te hipnotizan… Pero que, a la vez, expresan cierto misterio y discreción. Es la pescadilla que se muerde la cola, no podemos parar de pensar en ello. La modelo de 30 años es una bomba allá donde va y, claro, con su reaparición en el desfile de Karl Lagerfeld en Hamburgo, la duda nos ha vuelto a asaltar. Ella tiene madera de ángel (no en vano ha sido durante años uno de los rostros más conocidos de la archiconocida firma de lencería Victoria’s Secret), pero aún así, consigue sacar ese punto seductor que solo ella sabe llevar. Y por ello, también es fuego. Precisamente, el tipo de llama que, sin caer en lo absurdo, nos gustaría aprender a ser. Sus looks de diario son, cuanto menos, el significado de simplicidad aplicado a las tendencias más actuales. Los de noche, harina de otro cantar… Son la antítesis, la explosión de la noche que sucumbe a la mayor originalidad, pero cada uno de ellos con piezas únicas, inigualables y, a la par, sencillas. Así que nadie mejor que ella para ser el icono que necesitamos, la musa que nos inspire y nos enseñe, cómo sacar esa picardía con la máxima elegancia. En 15 looks, en 20 o en los que hagan falta para ser la mujer perfecta estas Navidades (y si nos aprendemos la lección, ya para siempre), repasamos todas las lecciones que Rosie nos deja sobre moda. Y sobre seducción, también.
/

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas