#BienvenidaT - L'Officiel España
Lifestyle

#BienvenidaT

Anoche en Spainmedia vivimos una gran velada.
Reading time 4 minutes
Anoche en Spainmedia vivimos una gran velada. El embajador de Estados Unidos James Costos nos recibió en su residencia para presentar ‘T Magazine’. Estas fueron sus palabras. Estimado embajador, estimado Michael Smith. Gracias en primer lugar por abrirnos vuestra casa. Quería comenzar mi pequeño discurso mostrando mi respeto a los maestros. A Soledad Lorenzo por saber incorporar los sueños y también las pesadillas de los artistas a nuestra sociedad. A Toni Segarra por ser capaz, siempre, más allá de los revolcones que vivimos los que nos dedicamos al mundo de la comunicación. A Sibilla por enseñarnos que la belleza y el negocio pueden y deben llevarse bien. Y a Fernando Yarza y a la increíble historia familiar de El Heraldo de Aragón. Imaginaros que su familia lleva editando un periódico hace 125 años.. Han pasado diez años desde mi hermano y yo decidimos que merecía la pena intentarlo. En esta misma embajada presentamos la primera edición de Esquire. No teníamos ni idea de lo que era el cash flow, que es una palabra que acojona bastante pero que si hablas de tesorería pues parece que duele menos. Y en estos diez años hemos perdido pelo y nos hemos tenido que poner gafas pero hemos conseguido que Spainmedia, nuestra pequeña editorial sea una referencia en todo el mundo. Hemos aprendido que queremos ser independientes y que para ser independientes tenemos que ser rentables, así que con un ojo miramos al lector y con otro miramos al anunciante. Y menuda sorpresa. Porque los anunciantes, aunque a muchos se les olvide, también son lectores. Y los lectores se anuncian todos los días en las redes en busca de su marca personal, como bien nos enseña cada día  Risto Mejide. Gracias Risto por venir esta noche. Cuando editamos Esquire hace diez años todas las revistas masculinas en España llevaban en portada a una mujer ligera de ropa. Los hombres que se echaban cremas hidratantes para cuidar su piel eran metrosexuales y Esquire se pronunciaba Es Ki Re. En estos años nos hemos hecho socios de Hearst, de Forbes, de la familia Jalou, creadores de L´Officiel, la revista femenina más antigua de Europa, de Curto Media y su Robb Report –referencia mundial en el mercado de la buena vida- y nos hemos inventado TAPAS, que ha sido elegida mejor revista del año y Premio Nacional de Gastronomía. TAPAS llega cada mes a los mejores quioscos de NY, Tokio, Milán, Paris o Londres en su edición en inglés. También hemos invertido en El Español y soy miembro activo de su Consejo de Administración. Estos diez años han sido los mejores de nuestra trayectoria profesional. Y probablemente también de nuestra vida personal. Por nuestra redacción en la calle Doctor Fourquet, muy cerquita de donde se cocinan los mejores curris del barrio de Lavapiés han pasado la mayoría de los periodistas y publicitarios que hoy trabajan en las revistas con las que competimos. Spainmedia como escuela de profesionales, que ilusión. Y en esto llegó el NYT y a mi me entró el tembleque de piernas cuando nos propuso que editaramos T Magazine por primera vez en Europa. Llevamos meses presumiendo. Nos hacemos los chulitos. Pero estamos muertos de miedo. Es el miedo que tiene un marino cuando deja de ver la costa. El miedo que tiene un artista cuando no sabe si se le acabarán las ideas para escribir la siguiente canción. Me imagino que son los nervios que tiene Andreu Buenafuente antes de salir a decir su monologo. Es el miedo que nos hace seguir. Es adictivo. Es un miedo que si se supera te hace sentirte invencible. Para mi la edición es un aventura que gestiono con el oficio que he aprendido de mis mayores y un puñado de emociones que me sirven para intentar comunicar. Es un oficio que me permite vivir mil vidas, me permite reclutar a la mejor tripulación que pueda pagar y si nos sale bien conectar con millones de personas. Es una suerte estar hoy aquí, así que este es un pequeño discurso de gratitud. Gracias a todos por venir a compartirlo con nosotros. Para no aburrirles me gustaría acabar pidiéndole a los embajadores que le digan a Obama que le vamos a echar de menos. Le vamos a echar mucho de menos. Y a vosotros también. Nos ha gustado mucho como habéis abierto la embajada a nuestra sociedad. Y he pensado que para que sigáis practicando español os puedo enviar nuestras revistas a vuestra nueva casa. Muchas gracias. Andrés Rodríguez Presidente y editor SPAINMEDIA @arodspainmedia
/

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas