Moschino dice 'sí' al traje (reinventado) - L'Officiel España
Hommes

Moschino dice 'sí' al traje (reinventado)

Ha sido el ‘sí pero no’ mejor dicho de Moschino.
Reading time 2 minutes
Ha sido el ‘sí pero no’ mejor dicho de Moschino. Que vuelven los trajes es algo en lo que todos estamos de acuerdo, que nos gustan, también. Pero que lo hagan de cualquier manera –incluso de la manera tradicional- es algo que Moschino no está por la labor. La firma italiana recupera el traje masculino pero reinventa la forma de vestirlo; así que, para evitar decepciones, ve haciéndote a la idea que lo que vas a ver de su desfile no es nada convencional. Todos dicen que quien mejor ha sabido entender la esencia de Franco Moschino, el fundador de la casa, ha sido (y es) Jeremy Scott, a los mandos desde 2014. Y, ahora que demos testigos del desfile que dio en la Semana de la Moda en este pasado fin de semana, estamos de acuerdo con la habladuría popular: no hay mejor manera de entender la esencia Moschino que recurriendo a las geniales creaciones de Scott. Esta vez le ha tocado el turno a los trajes, pieza insignia de la firma y de lo masculino. Pero, como era de esperar, ni el mismísimo Franco Moschino lo hubiera hecho tan bien –con todos los respetos-. Jeremy Scott ha dado un lavado de cara al traje de los domingos y, para empezar, lo ha convertido en la prenda deseada de toda la semana; gracias, claro, a un necesario aire de hombre de mundos. El traje de Moschino quiere vivir, viajar, salir, recorrer cada rincón, pasarlo bien y, en definitiva, no parar quieto. Esa era la idea de Scott y así nos lo hizo saber el sábado sobre la pasarela. Con alusiones al mundo bondage y SM y con tonalidades oscuras, Moschino dio vida al traje masculino de ¿dos piezas? No. De todas las piezas que a uno se le pueda pasar por la cabeza, ya que el traje diplomático se rompe dejando los hombros al aire, las mangas se separan de las costuras creando unos impensables guantes largos y las correas y tirantes experimentan un asombroso protagonismo nunca antes visto. No hay nada en esta colección Otoño-Invierno 2018 sujeto a la casualidad, todo lo contrario. Asistimos a un universo de ideales hechos realidad gracias al dinamismo de Jeremy Scott, una vez compartido con Franco (Moschino).
/

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas