Hommes

¿Un museo dedicado a la luz?

El arte es a la luz como la Navidad a Santa Claus.
Reading time 1 minutes

El arte es a la luz como la Navidad a Santa Claus. Una incógnita que jamás podría salir de la ecuación, un importante elemento sin el cual no podría haber existido el arte como tal. Pero la luz es mucho más que eso. Coincidiendo con el Año Internacional de la Luz de la UNESCO, iniciativa apoyada por la ONU, durante todo este año que termina, nos hemos planteado cuan necesaria es la luz en la ciencia y tecnología, combinaciones que no solo han favorecido a promover el desarrollo sino a solucionar problemas mundiales que tuvieran que ver con la agricultura, sanidad, educación… Un pensamiento del cual se partió para transformar una vieja fábrica de cerveza en Unna (a 3 horas de Berlín), en el primer museo dedicado a la luz. El Centre for International Light Art Unna es un curioso enclave donde a la exposición de la obra de 14 artistas fijos, se le añade otras de carácter rotativo que mucho tienen que ver con la pasión de los nuevos virtuosos por el light art. Una corriente artística que nace de la fusión de la escultura y las instalaciones, que mantienen en ella, el principio y fin de su expresión más visual y que en artistas como Olafur Eliasson, James Turrell, Mario Merz, Keith Sonnier, Rebecca Horn o Mischa Kuball tienen sus mayores referentes. Quédense con los nombres, no les pierdan la pista y piensen que sin luz, no somos nada. 

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas