David Bowie resurge en los Grammy al grito de Lady Gaga - L'Officiel España
Hommes

David Bowie resurge en los Grammy al grito de Lady Gaga

Ya lo anunciamos hace unas semanas, la reina del pop más arty preparaba una gorda y la 58º gala de los premios Grammy, en el Staples Center de Los Ángeles, fueron el  mejor marco para dar el show.
Reading time 2 minutes

Ya lo anunciamos hace unas semanas, la reina del pop más arty preparaba una gorda y la 58º gala de los premios Grammy, en el Staples Center de Los Ángeles, fueron el  mejor marco para dar el show. Un tributo al recientemente fallecido David Bowie, cantante que mejor ha interpretado el sentir diferente de la música conceptual del siglo XX e inspiración para Lady G desde su primer álbum, The Fame. Muchos éramos los que esperábamos un merecido tributo a Mr. Bowie y Lady Gaga nos lo regaló de la mejor manera posible: metamorfoseándose en Bowie hasta la última cuerda vocal. Con las pilas bien cargadas y dispuesta a comerse el escenario, Gaga ofreció una de las interpretaciones más emotivas de la noche. Con un look a lo Ziggy Stardust (firmado por Marc Jacobs) y ayudada por la tecnología Intel (una de sus más recientes colaboraciones), desabrochó todo sus ritmos más camaleónicos frente al respetable. A su íntimo Space Oddity de apertura, le siguieron Changes, Ziggy Stardust, Suffragette City, Rebel Rebel, Fashion, Fame, Under Pressure, Let’s Dance, terminando con Heroes. 10 clásicos que por un momento pararon el aire que se respiraba para teletransportarnos a aquella época en que Bowie era el astro rey de una galaxia nunca antes visitada. Un viaje que no escatimó en referencias visuales ni en estilismos y que con la capa de Yamamoto, que lució Bowie en los 70, no solo no certificaba lo mucho que el inglés ha significado para el mundo de la moda sino para la cultura en general. Un espectáculo de algo más de séis minutos en la que la cantante americana retomo su vena más transformista y que sin ganar el premio al que estaba nominada (Mejor canción compuesta para medios audiovisuales) si  robó el protagonismo a Mark Ronson, Bruno Mars, James Bay, el hermano pequeño de Justin Bieber y el resto de asistentes. Una noche que seguidores del pop/rock más electrizante y anfetamínico nunca podrán olvidar, un show con el que todos nos convertimos en héroes, solo por una noche.

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas